Stratos Zero | Lancia | un concepto revolucionario

Stratos Zero fue la antesala de un bólido que arrasó en el mundial de rally a mediados de los 70s (se incluyen videos)

Uno de los grandes crecimientos tecnológicos en la industria se dió en los 50s, otros a mediados de los 60s y algunos ejemplos tenemos en los 70s. Hubo grandes ideas que han sido olvidadas, otras fueron aceptadas. Muchas de ellas siguen en carpeta. La historia en general y la de la tecnología en particular nos lleva por un camino muy delimitado en términos de progreso, cuando en realidad, repasando ese camino, es imposible obviar el factor humano. Es innegable que un gran crecimiento tuvo la automoción a partir del micro chip. Que hubiera pasados por aquellos años con la tecnología actual? No lo sabemos, ni lo sabremos. Lo concreto es que con menos tecnología y menos tipos de materiales se hacían maravillas.
La década de los 70 nacía con el lanzamiento del Citroen SM (ver nota), venía de recibir al NSU Ro 80 (ver nota), a esa altura los americanos brillaban con el Ford Mustang, en Inglaterra disfrutaban del Jensen FF (ver nota), y nacía este singular prototipo, un adelantado a su época, que inauguró el nombre Stratos. Fué el prototipo del primer auto diseñado y lanzado especialmente para el mundo del WRC como se llama ahora.
Las líneas del Lancia Stratos Zero ayudaron a consolidar un cambio de tendencias en la historia del diseño del automóvil.
Al contemplar su espectacular diseño nos hace visualizar de que no se trataba de un auto normal, sino de una nave!. Carreteaba o iba sobre el asfalto? Su innovador estilo no estaba pensado para levantar el vuelo sino que prácticamente tenía efecto suelo. Una eficiencia que salió de la mano del tablero de Bertone.
Don Nuncio Bertone era de aquellas personas que no permitía que una buena idea terminará en la nada. Bertone venía de dejar mudos con la irrupción del Lamborghini Miura en 1966 (premiado en la Autoclásica 2017 en Argentina), del que se dijo que era el italiano más provocativo de la historia sólo después de Sofia Loren.
El diseño de la revolucionaría carrocería del deportivo era obra de la mano de Marcelo Gandini, a quien Bertone había apadrinado recientemente.
El proyecto de Stratos Zero comenzó asi…
En primer lugar comenzó con la idea de aprovechar el bloque motor del Lancia Fulvia 1.6. La motorización y el resto de elementos se adaptarían a la idea primordial del proyecto, su revolucionario monovolúmen en ángulo. Bertone compró un Fulvia 0 km para comenzar con su “experimiento”, sin desvelar ni un solo detalle a Lancia de lo que se traía entre manos, ya que por entonces Lancia sólo quería tener en mente en esta área al Pininfarina.
El resultado final del trabajo de Gandini terminaba con un modelo agudo y afilado de 3,58 metros de largo, y 0,84 de alto.
Todo en su carrocería de fibra de vidrio estaba al servicio de la acentuada y aerodinámica líneas, con una motorización que se alejaba de la trompa respetando el principal axioma del Stratos Zero y acabando delante de las ruedas traseras. El motor quedaba en posición central.
Lo particular del diseño era lo distinto, único. Y precisamente lo único que lo emparentaba a cualquier otro auto presentado hasta allí, era que estaba calzado sobre cuatro ruedas. Mire estos detalles…
Su habitáculo era netamente deportivo, era en si una expresión de talento no vista a ese momento y esta claro que nunca sería un auto de calle. El prototipo fue plenamente funcional, pero imagínense que no era muy apto para los destrozados empedrados mal emparchados con asfalto de Buenos Aires.
Se presenta en el Salón de Turín de 1970 y la casa madre de Lancia, Fiat, lo miró de reojo. Asi y todo el modelo no dejó de despertar gran entusiasmo en la división deportiva del fabricante italiano y en 1971 se ponía en marcha el proyecto para fabricar algunos modelos para competición del Lancia Strato Zero.
La última barrera que le quedaba por superar a Bertone era la de la entrada a Lancia. Se fue hasta Lancia y el guardia de seguridad no le permitió el ingreso, Nuncio esperó la confirmación. Impaciente, Bertone hacía rugir el motor 1.6 del Fulvia, lo que atrajo al patio de entrada a un gran número de empleados de la división deportiva, que conocían bien esa llamada, y que pudieron asistir a ver como, harto de esperar, Bertone se arriesgó a pasar la barrera sin que esta estuviera levantada (la pasó por abajo). Los apenas 90 centímetros del Stratos Zero bastaron para superar este último impedimento. Según cuenta el propio Bertone: ” …) después de esto el guarda subió la barrera. Fue una entrada inolvidable, en mitad de esa multitud apagué el motor y salí de mi nave espacial”
El Stratos Zero de 1970 adelantó la línea a seguir por toda una generación de superdeportivos, a futuro llegaron los estilos en forma de cuña, de pliegues afilados, que Lamborghini haría suyo para convertirlo en una de las señas de identidad de la floreciente marca de Ferruccio. Este el el concepto responsable de la estética que durante décadas hemos asociado a Lamborghini.
Marcello Gandini, para mi sucesor de Flaminio Bertoni, el Leonardo da Vinci de la industria del automóvil, con ideas brillantes como las de Robert Opron, no solo aprovechó ese diseño de cuña para culminar el trabajo que le encargó Lancia, sino que convencería a Lamborghini para dar luz verde a una revolución estética que han mantenido, en la medida de lo posible, hasta nuestros días.
En definitiva, el Lancia Stratos HF Zero es la razón por la cual hoy en día no necesitas ver un toro bravo inscrito en el capó de un coche, ni que se abra una puerta, para saber que es un Lamborghini.
Probablemente sea uno de los prototipos más influyentes para varias marcas que jamás se haya diseñado. No por nada se exhibe en la exposición “Dream Cars: Innovative design, visionary ideas“.
Que les parece el cuadro de mandos vertical? (foto inferior). El Stratos HF Zero contaba con un motor de cuatro cilindros en W, con 1.584 cm3 y 115 CV de potencia heredado del Lancia Fulvia.
El diseño de los asientos del Stratos HF Zero, y sus bloques rectangulares, lo heredaría, prácticamente sin cambios, el futuro Lambo Countach. Obviamente que en los Lamborghini no se entre por el parabrisas sino que resolvió el problema con uno de los sistemas de apertura de puertas hoy utilizados en Tunning, las elevadizas.
El legado del Stratos Zero
El Lancia Stratos HF es el resultado de aquel estudio de Nuncio Bertone. Fue el primer vehículo especialmente diseñado para rally del que solo se fabricaron 492 unidades, para homologarlo y así poder correr el Campeonato del Mundo de Rally.
Como aquel concept se destacaba su forma de cuña, su corta longitud y gran anchura, que le daban mayor estabilidad y mejor manejo en caminos sinuosos. El parabrisas delantero con forma de media luna proporcionaba una gran visibilidad delantera, aunque la trasera era parcticamente nula (para que la queres si sabes que todos van a quedar atrás!!!).
El motor era de disposición central V6 de 2418 cc y 190 CV, el mismo que montaba la Ferrari Dino. Para la competición se subió a 280 CV e incluso a 480 CV con turbocompresor (el turbo solo se permitía en el Grupo 5).
El Stratos triunfó en el mundo del rally, en las décadas de 1970 y 1980, y fue especialmente diseñado para esta competición. Ganó el Campeonato Mundial de Rally en 1974, 1975, 1976, a las manos de Sandro Munari.

Podes verlo en acción en alguno de estos videos…

Zona Videos
(si no aparecen en la página copiá el enlace y abrilos en youtube)

https://youtu.be/s_oe4vmXbAE
https://youtu.be/dbfZayu6SQ8
https://youtu.be/vPvQ2lzlrSc

 

Cuál de los dos es la Nave?

PruebautoS Investiga
_________________________________________________________________________ #StratosZero by @LanciaAuto #Lancia un #concepto #revolucionario